Spread the love

Autor Mónica Mena Roa

Quienes viven en Grecia habrán tenido que pagar el pasado lunes 7 de marzo el 5,6% de su salario medio mensual por un depósito lleno de gasolina, debido a la subida de precios relacionada, sobre todo, con la invasión rusa de Ucrania. Es la cifra más alta de todos los países de la OCDE. Estados Unidos, por su parte, pese a haber alcanzado la semana pasada máximos históricos de más de 4 dólares por galón de gasolina, sigue ocupando el último lugar en cuanto a la proporción del salario medio mensual necesario para un repostaje completo, como muestra nuestro gráfico.

Según datos combinados de la OCDE y GlobalPetrolPrices.com, los estadounidenses tuvieron que pagar el 1,2% del salario medio mensual del país por 60 litros (aproximadamente 16 galones) de gasolina en los surtidores. Mientras que su vecino del norte, Canadá, se sitúa en la misma franja con un 1,9%, su vecino del sur, México, registra uno de los porcentajes más altos del ingreso mensual promedio necesario para llenar un tanque de 60 litros o 16 galones, con un 4,8%.

Esta disparidad puede explicarse en parte por el estado general de la riqueza y los mercados laborales en los correspondientes países, así como por su capacidad para producir combustible por sí mismos. Así, mientras que el pasado 7 de marzo los habitantes de Dinamarca tuvieron que pagar un promedio de 2,4 dólares por un litro de gasolina de 95 octanos en el surtidor, un depósito lleno sólo supondría un 3% del salario medio mensual, de unos 4.900 dólares. Los conductores griegos, por el contrario, tuvieron que hacer frente a 2,1 dólares por litro en los surtidores frente a un ingreso medio mensual de 2.267 dólares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: